En nuestro trabajo nos atenemos siempre al respeto de cinco puntos fundamentales que constituyen las señas de identidad de BRISSA y el ideario de nuestra actividad:


  1. Cuidamos al máximo la relación con nuestro cliente, con el que promovemos siempre una comunicación fluida. La veracidad y la transparencia presiden siempre la relación con nuestros clientes, y el resultado es la máxima confianza entre nosotros, en beneficio de las personas y de los proyectos.


  2. Hacemos en cada proyecto una auténtica asesoría y servicio para encontrar las mejores soluciones para nuestros clientes. Soluciones que engloben el interés de nuestro cliente con la mejor respuesta técnica, constructiva y funcional a los condicionantes existentes. Recogemos la información, la analizamos, escuchamos, proponemos y, finalmente, resolvemos.


  3. El máximo rigor técnico en el desarrollo de los proyectos es una seña de identidad en todos nuestros trabajos. Este rigor se extiende a la totalidad de las actuaciones de BRISSA, y tanto a sus aspectos formales como de contenido.


  4. Somos siempre un agente activo en la búsqueda de las mejores soluciones para nuestros clientes. Abordamos los proyectos con un marcado carácter ejecutivo, y somos siempre un elemento dinamizador en la toma de decisiones durante el proyecto.


  5. Somos una empresa moderna en todos sus ámbitos. Promovemos el empleo de las nuevas tecnologías en nuestro trabajo, así como actuaciones y métodos innovadores respecto a nuestros competidores, que procuramos extender a todas las áreas de nuestra actividad.